jueves, 19 de julio de 2018

Búnker de Alcolea III - Córdoba

Hoy visitamos otro de los nidos de ametralladora nacionales que formaban parte de la línea defensiva que se estableció entre Alcolea y Villafranca para la defensa de la capital cordobesa.
Similar a los ya visitados en esta zona, se encuentra prácticamente a la misma altura que el que denominamos "Bunker de Alcolea II" al otro lado de la carretera.
La maleza oculta la tronera
Como en los anteriores de esta zona, destaca el grosor de sus muros construidos en hormigón.
Presenta un sólo acceso, y a su alrededor no hemos encontrado restos de trincheras, posiblemente desaparecidas en el tiempo. 
Las escaleras y el pasillo se encuentran en mal estado, colmatadas por restos de vegetación, piedras, etc. Aún se distinguen los escalones, no habiendo observado ningún grafiti en su interior.
En su interior, el piso del nido se encuentra inundado, no solo de agua, sino de piedras y maleza que han sido arrastradas hasta abajo.
Desde la cubierta del nido podemos observar la carretera actual y los cerros hacia donde está orientada la tronera. También divisamos el Guadalquivir y algo de la carretera antigua.
A continuación, algunos de los restos exteriores de acceso al nido.
Abajo, el nido semioculto, visible si se mira con detenimiento.


lunes, 9 de julio de 2018

Trincheras republicanas del Fresnedoso - Alcaracejos

Tras la batalla de Pozoblanco y una vez estabilizado el frente, el paisaje de la comarca de los Pedroches se vio inundado por trincheras, casamatas, nidos de ametralladora, etc. Las posiciones que vemos hoy forman parte de las líneas republicanas que contenían el avance sublevado hacia el norte.
Estas se hallan excavadas en la tierra, sobre una loma a 600 m y con el arroyo Fresnedoso a sus pies. Vigilarían la carretera que une Espiel (en manos de los sublevados) con Alcaracejos (en poder de la República)
Hoy en día se encuentran desdibujadas, prácticamente irreconocibles e intransitables por el paso del tiempo, los derrumbes, y la maleza que lo inunda todo.
Detalle de recodo de trincheras
Este tramo lo hemos recorrido en tres ocasiones en distintas fechas, buscando la mejor luz y el mejor día para realizar las fotografías y aún así, es difícil hacerse una idea de su formación y recorrido.
La experiencia nos ha enseñado que lo que
siguiendo el trazado se ve claramente como
una bifurcación...
... si no dejamos esta pista sobre la imagen al llegar
a casa no sabremos que es.
Siguiendo restos de trinchera
En uno de los extremos encontramos restos que indican la existencia de una construcción que no podemos identificar a ciencia cierta que es, quizás un puesto de tiradores, un nido de ametralladora, etc.
Desde estas posiciones, además de controlar la carretera se divisaba parte del frente rebelde, destacando las posiciones de Cerro Sordo.
Tenemos constancia de la ubicación de más fortificaciones y trincheras en esta zona que intentaremos localizar más adelante.
Por último, os dejamos una imagen de la loma donde se hallan situadas



jueves, 7 de junio de 2018

Posiciones El Junquillo - Belmez

De la importancia del frente norte cordobés, tenemos constancia por la cantidad de restos que aún podemos encontrar a lo largo de su geografía. Hoy nos detenemos en las posiciones franquistas que atrincheraron cerro Junquillo, en Belmez, próximo a las fortificaciones del Castillo del Viñón que ya reportamos anteriormente.
Uno de los nidos esquineros visto desde
el exterior
Por imágenes aéreas de los años 50 conocemos que sólo en el área que recorrimos, existían al menos 4 posiciones defensivas construidas con material propio del lugar. Las que marcamos como 3 y 4 han desaparecido por completo con la repoblación forestal llevada a cabo en los años 60, mientras que las que marcamos como 1 y 2 aún dejan claro testimonio de su existencia.
Con algo más de detalle, podemos ver la forma de estos corralones fortificados, blocaos o fuertes. Todas sus esquinas y algunos laterales están rematadas en nidos de ametralladora.
Estas posiciones forman parte del sector denominado Cámaras Altas. En sus proximidades tenemos localizadas otras que os mostraremos más adelante.
Uno de los varios nidos que aún resisten
Hoy en día es difícil hacerse una idea del complejo en si, debido a los derrumbes y la vegetación que lo inunda casi todo.
Restos de la fortificación y derrumbes
Restos de fortificación
Restos de fortificación, y derrumbe de nido.
Pinos, jaras y maleza
Recorriendo ambas fortalezas, junto a sus muros encontramos lo que nos pareció apoyo para tirador y trinchera.
Flecha blanca - Trinchera
Flechas negras - Apoyo tirador
Su construcción podríamos situarla al final de la Batalla de Pozoblanco, tras la contraofensiva republicana, cuando el frente se estabilizó. Aunque no disponemos de datos certeros que puedan corroborarlo.
Acceso a uno de los nidos desde dentro
del recinto
Otro de los nidos semidestruido, visto
 desde el interior
Restos de la fortificación
Detalle de la construcción. Piedra sobre piedra
Muro
Muro
Muro
Vistas. Destaca Peñaladrones
Derrumbes
Derrumbes
Restos de fortificación
Entrada a nido
Otro de los nidos que mejor se conservan
La maleza va ganando terreno. Cada día más
Vistas